La eutanasia puede ser un acto de amor para con los seres queridos en muchos casos.
Read Time:3 Minute, 2 Second

La idea de la muerte es un tema que puede despertar distintas emociones en el ser humano. A algunos les puede resultar triste mientras que a otros aterradora.

Para algunas personas la Eutanasia también puede ser un final más digno incluso que la vida que en ese momento llevan.

Ya sea por cuestiones morales, religiosas, científicas, éticas o incluso legales, la eutanasia es siempre motivo de polémica allá donde sea mencionada. Apenas unos pocos países en el mundo la han legalizado y aunque se ha buscado como una alternativa en más sitios, lo cierto es que no se ve que esto vaya a ser una realidad pronta.

Con la tecnología y los descubrimientos que la medicina actual han conseguido algunas enfermedades que anteriormente eran una sentencia de muerte como el VIH o el cáncer hoy en día se han vuelto tratables si se utilizan medicamentos apropiados en tiempo y forma, sin embargo aun existen otros padecimientos que no tienen cura y que padecerlos implica para el enfermo un dolor y una condición que conllevan una baja general en su condición de vid

¿Porque si y porque que no?

Es en este punto que la decisión de llevar a cabo la eutanasia se ve planteada: el dolor físico y el sufrimiento por ver sus capacidades mermadas por culpa de un padecimiento que no cede a la medicación puede conducir al paciente a ver a la muerte como una posible alternativa firme para su problema.

Cabe destacar que no solo se trata de una cuestión de moralidad, apego o cuestiones legales. Muchas veces el incremento de los costos para los beneficiarios en los Sistemas de Salud hace que resulte imposible costearse algunos tratamientos para muchas personas.

Quienes están contra de la eutanasia lo consideran un atentado al derecho de vida y una manera de normalizar el suicidio para las personas que padezcan de trastornos como la depresión.

Algunos consideran que también genera un sentimiento de desconfianza entre el doctor y el paciente, incluso personas han cambiado de residencia en países que han legalizado este método, además de considerarlo contrario al juramento hipocrático.

Existen dos tipos de Eutanasia:

Eutanasia Pasiva

Se trata de la supresión o no aplicación de medicamentos o metodologías que permiten mantener a una persona con vida. El enfermo fallece debido a la ausencia de su soporte vital. Ejemplos de esto se pueden apreciar cuando se desconecta una maquina que da soporte a un individuo o no ejecutar operaciones que permitan prolongar la vida de los pacientes así como no administrarle su medicación.

Eutanasia activa

Se trata de procesos que buscan acortar o suprimir la supervivencia del paciente. Podemos encontrar ejemplos de esto en el uso de sustancias letales como estupefacientes y/o sustancias letales en el paciente.

Suicidio asistido

Se diferencia de los métodos anteriores porque aquí no es un médico quien realiza el procedimiento para dar por terminada la vida, si no es el mismo paciente usando los medios y conocimientos necesarios.

El suicidio asistido permite que la persona lleve a cabo la Eutanasia por su cuenta.
El suicidio asistido permite que la persona lleve a cabo la Eutanasia por su cuenta.

Los países en los que se ha legalizado esta practica regulan y exigen el cumplimiento de ciertas condiciones especificas para proceder, algunas de estas incluyen como ya se menciono a enfermos terminales que se someten a sufrimientos que perjudican su calidad de vida, además de expresar de modo claro y reiterado que desean voluntariamente someterse a estos procedimientos.

¿Crees que esta práctica debería volverse más frecuente en los tiempos que vivimos o por el contrario… te parece que es un atentado al derecho a la vida de las personas?

 

2 0

Acerca del autor

Victor S

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleppy
Sleppy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario